1 marzo, 2024

¿Cómo fueron tus comienzos en el arte?

Estaba en secundaria, era técnico electrónico, cuando nos dijeron que debíamos hacer un evento en el Auditórium, donde se exponían las carreras de Mar del Plata.

La verdad, terminando mi secundaria técnica, no sabía qué hacer y siempre me gusto dibujar, dibujaba mucho en clase, no conocía la escuela Martin Malarro y caminando por los pasillos del Auditórium, se me paran dos personas adelante mío y me ofrecen unas tarjetas de las cuales elegí la que me gusto el diseño y la chica me dice “a vos te gusta dibujar, te comento que la Malarro…” esto me llamo mucho la atención y bueno una cosa llevo a la otra, le pregunto por los requisitos de ingreso y termino en el profesorado de artes visuales.

¿Cuánto tiempo dura la carrera?

Tenes primero el pregrado, que es un año básico, se llama formación básica y después 4 años más de carrera.

¿Qué se puede hacer una vez recibido?

Bueno una vez recibido, uno puede trabajar en escuelas secundarias o municipales o por ejemplo, una de las cosas que hice con las Tres Venecias fue presentar una serie de cursos destinados a la comunidad marplatense, para cualquier edad.

¿Cómo se trabaja una escultura?

Siempre se trabaja sobre material, tenes a grandes rasgos dos maneras, una es modelando y la otra es tallando. El modelado es básicamente con un eje y vas agregando material y le vas dando forma o sino tomas un bloque de material y les vas sacando material hasta llegar a lo que se desea.

¿Por qué se llama arte plástico?

Se llama arte plástico, no porque se trabaja con plástico, sino por la plasticidad de los materiales. Hoy en día podes hacer esculturas con materiales reciclados.

¿Te acordas de tu primer escultura?

No me acuerdo cual fue mi primer escultura, pero me acuerdo en el momento exacto que dije “quiero seguir escultura”. Estaba en tercer año, cuando se abre la especialización, se podía elegir, entre pintura, grabado o escultura. En ese momento pensaba seguí grabado, pero en escultura estábamos haciendo el estudio analítico de nuestra cabeza, un ejemplo seria, tomar la medida de los ojos en relación a los pómulos o nariz.

Me acuerdo que estábamos realizando en la clase la imagen de una cabeza y la profesora suplente se dio cuenta que todos estábamos realizando cabezas chatas, la nariz estaba igual que la frente, entonces la docente se va de la clase y al regresar a los minutos, nos pone frente a nosotros un cráneo y en ese momento, cuando me abrieron las dimensiones, fue cuando me enamore. Ahora soy un apasionado de la figura humana.

¿Además de las esculturas haces encuadernación?

Una de las cosas que vas aprendiendo cuando vas trabajando con las manos, es el placer de hacer cosas manuales y como otras de mis pasiones es leer, sobre todo literatura fantástica, que me abre la cabeza para volar, me llevo a hacer un curso de encuadernación y otro curso de restauración de libros. Y hoy en día, tengo mi propia propuesta de encuadernación.

¿Cómo es el proceso de encuadernación?

Lo primero es tener paciencia, no es algo rápido, lleva mucho tiempo de secado de material. Primero doblas las hojas, las coses, y tenes que ver el tipo de colado y después ver la encuadernación, porque hay varios tipos de encuadernación como belga, coupta, tradicional, japonesa y la función que va a tener, porque la encuadernación japonesa es linda para un álbum de fotos, pero es incómoda para escribir.

¿Has realizado alguna exposición de tus trabajos como artista?

Hace poco realice una exposición en el hall del Palacio Municipal, una obra llamada III Visiones Épicas, donde participamos cuatro artistas, Juan Barili, Martinez Yanina, Ulises Larrea y quien les habla, Gino Ponzini.

Autora: Silvana Carmen Salvini